Por: Licda. Lourdes Martínez/ Actualidad Tributaria

Actualmente el desarrollo de las empresas a nivel mundial y en Costa Rica va en aumento, así cómo el cobro de más impuestos que ayuden al país con el déficit fiscal.  Es por ese motivo que, al existir el crecimiento de empresas en Costa Rica, se decidió crear un nuevo impuesto denominado: Impuesto a las Personas Jurídicas.

Adicionalmente, la sociedad se encuentra en un proceso acelerado de cambios a nivel económico y por eso la importancia de fomentar el auge de nuevas empresas, el desarrollo y fortalecimiento de las ya existente en el país, que se han convertido en tema prioritario de fomentar la actividad privada y el perfeccionamiento del emprendedurismo y que con la aprobación de los distintos Tratados de Libre Comercio, toman más importancia en el país y se propicia el crecimiento de más empresas en el territorio nacional.

Este nuevo impuesto fue creado el 23 de diciembre de 2011, donde estipulaba que todas las empresas deberán pagar un tributo.  El Registro Nacional de la Propiedad era el ente encargado de recaudar dicho impuesto, pero el pago se devengaría de acuerdo a los ingresos y el estado de la sociedad ya sea inactiva o activa.  Seis años después de publicada dicha ley, fue derogada y se emitió una nueva, que actualmente se mantiene en vigencia: Ley 9428 del 21 de marzo de 2017.

Con la creación de esta nueva ley, que establece que todas las sociedades mercantiles que se encuentran inscritas en el Ministerio de Economía Industria y Comercio (MEIC) o en el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) según corresponda, obtienen un gran beneficio para las empresas.  Esta nueva ley estipula en su artículo número 16, lo siguiente:

“Artículo 16.- Exención:  Estarán exonerados los contribuyentes que se encuentren realizando actividades productivas de carácter permanente, clasificadas como micro y pequeñas empresas e inscritas como tales en el registro que al efecto lleva el Ministerio de Economía Industria y Comercio (MEIC); así mismo, los pequeños y medianos productores agropecuarios inscritos como tales en el registro que a tal efecto lleva el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) y que estén debidamente registradas como contribuyentes ante la Dirección General de Tributación, del Ministerio de Hacienda, al momento de producirse el hecho generador del tributo.  En el caso de las personas jurídicas que cumplan con las condiciones establecidas en este artículo la exoneración se aplicará para el periodo fiscal siguiente a su cumplimiento.”

Por lo anterior, se puede decir que en Costa Rica la existencia de micro, pequeñas y medianas empresas cada vez tiene más auge y por ello más beneficios a nivel fiscal, siendo así que, las empresas que se encuentren inscritas como tal se encuentran exentas de dicho impuesto, donde el ente recaudador es ahora el Ministerio de Hacienda.

Las Pymes son micro, pequeñas y medianas empresas que no cuentan con mucho personal ni tampoco con recursos de mayor proporción.  La clasificación que realiza el MEIC se da de acuerdo a la actividad a la que se dedica la empresa y pueden ser: industriales, comerciales o de servicios.  Además, el MEIC toma en cuenta el número de empleados con los que cuenta la empresa al momento de realizar la inscripción.

Como muchas otras empresas, las Pymes son generadoras de más empleos y es porque se instaura como medida de apoyo para su crecimiento.  El MEIC impulsa el emprendimiento para que sean más dinámicos e innovadores, fortaleciendo las condiciones que les proporcionen crecimiento en el negocio.  En los últimos años, se ha visto una mejora en el financiamiento que se está dando para que las empresas Pymes puedan introducir y producir sus nuevas ideas de negocio en el país y porque no, lo puedan llevar a nivel internacional por medio de las exportaciones.

El apoyo que les brinda el MEIC a las empresas que se encuentra en los estados mencionados e inscritas en dicha entidad, busca robustecer el crecimiento, generar y distribuir mejor la riqueza generada por las empresas en todo el territorio nacional y además esta Institución asume la responsabilidad de fortalecer la competitividad de las micro, pequeñas y medianas empresas que se encuentran activas en dicho Ministerio.

Además, el desarrollo que se menciona anteriormente, hace referencia a que el Gobierno también colabora en estimular a estos emprendedores que se encuentran como empresas Pymes y los incentiva a desarrollar su negocio, maximizando sus operaciones y sus ingresos, por lo que la economía del país va de la mano con el crecimiento de una empresa Pymes.
El MEIC con el objetivo de brindar mejores herramientas para el desarrollo de las empresas catalogadas como Pymes realiza distintas ferias, actividades y encuentros internacionales donde éstas pueden participar y tener mayores oportunidades de crecimiento e ingresos.  Si la empresa Pymes desea incursionar en materia de exportaciones, también el MEIC les puede brindar capacitaciones sobre el proceso, para que puedan que deben cumplir con las diferentes normas de calidad establecidas.

En un mundo cada vez más desarrollado, las empresas Pymes cuentan con un desafío importante y Costa Rica no es la excepción, porque son generadoras de empleo y que además contribuyen con un desarrollo del conocimiento para el mejoramiento del país, sin dejar por fuera que la sociedad se encuentra en un proceso de constantes cambios, aceptando los nuevos retos que se les presentan a las empresas Pymes y que afrontan una gran expectativa, que les venga a proporcionar una productividad, un crecimiento, más competitividad a nivel nacional e internacional.

Por eso y muchas más razones en Raymundo Volio Abogados y Consultores Tributarios nos dedicamos a brindarle la mejor asesoría, si necesita registrar a su empresa como Pymes.  Nos encargamos de proporcionarle el mejor servicio para tramitar, inscribir y retirar la inscripción en el MEIC, por lo que, si su empresa no se encuentra inscrita ante dicho Ministerio, contáctenos y con gusto le brindaremos toda la información que su empresa necesita.  No pierda la oportunidad de gozar de este beneficio en su empresa.