Fuente: El Economista México

Ante las dificultades presupuestales y la decisión del Ejecutivo estatal de no aplicar nuevos impuestos ni aumentar los ya existentes para el 2018, la Secretaría de Planeación, Administración y Finanzas (Sepaf) apretará las tuercas a los contribuyentes y vigilará de cerca que cumplan con sus obligaciones en tiempo y forma.

El titular de la dependencia, Héctor Pérez Partida, afirmó que en coordinación con el Servicio de Administración Tributaria (SAT), los gobiernos estatales reforzarán, desde finales de este año, el programa Recaudación y lo sustituirán con otro llamado Recaudación Plus para hacer más eficiente el cobro a los contribuyentes.

“Consiste en que vamos a intercambiar bases de datos el SAT y el gobierno del estado, para que cuando un contribuyente no esté declarando en la fecha que le toca, inmediatamente notificarle para que lo haga y si alguno está declarando mal, hacerle una exhortación para que corrija su declaración, mandando la información sobre la estimación que tenemos de sus ingresos para que pueda corregir y evitar sanciones posteriores”, explicó Pérez Partida.

Añadió que en el caso de Jalisco, la estrategia de Sepaf será aprovechar otros convenios como el que mantiene con el Instituto Mexicano del Seguro Social para intercambiar información de los contribuyentes en cuanto al pago del Impuesto Sobre Nómina.

El titular de Sepaf señaló asimismo que 3% del Impuesto Sobre Remuneraciones al Trabajo Profesional No Subordinado, seguirá requiriéndose a los médicos, abogados, contadores y agentes de seguros, que prestan sus servicios profesionales y que no lo estaban declarando tal como ordena la ley.

“No lo venían pagando, entonces reformamos para dejar claro que tenían que liquidarlo”, indicó el secretario.

“Hubo desinformación sobre esto, pero lo que se señaló en la ley es que en el caso de los hospitales, cuando el médico presta su servicio dentro del hospital, éste tiene todos los datos de la persona y sobre lo que cobra de honorarios, le tienen que hacer la retención de 3%”, indicó el funcionario.

Con todo y las estrategias implementadas, en el 2018 Sepaf proyecta un crecimiento en la recaudación aunque a un ritmo inferior al que se tuvo en años anteriores, debido a que los contribuyentes que estaban haciendo mal sus declaraciones ya las corrigieron.