Fuente: La República

A noviembre anterior la recaudación del gobierno apenas creció un 1,83% por temas de impuestos, la más baja desde 2013.

Prácticamente la desaceleración viene desde 2015, pero la cifra presentada por el Ministerio de Hacienda para este año es cuatro puntos porcentuales más baja que en 2017.

La menor importación de vehículos, menor aumento en la recaudación del impuesto sobre las ventas, desconexión entre crecimiento económico y recaudación de impuestos y la incertidumbre por el proceso de aprobación de la Ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas, propiciaron este comportamiento.

El lado positivo es que a un mes de finalizar 2018, el gasto total sin intereses mostraba la menor tasa de crecimiento registrada en los últimos seis años (2,9%).