Fuente: La Nación

El Ministerio de Hacienda envió un segundo presupuesto extraordinario a la Asamblea Legislativa, con el cual pretende un ahorro en gastos de ¢62.452 millones, según comunicó la entidad, este 1.° de junio.

Además, el presidente de la República Carlos Alvarado, junto con los ministros de Hacienda, Elián Villegas; y de Trabajo, Geannina Dinarte, firmaron un decreto ejecutivo para congelar los aumentos en los salarios de los empleados públicos, a partir del 2021, cuando la deuda sea igual o superior a 60% del producto interno bruto (PIB).

Este decreto implicará un ahorro que crece cada año en, al menos, ¢23.000 millones. De ese modo, en el 2021, se estima una economía de ¢23.000 millones; en el 2022 acumularía ¢46.000 millones; al año siguiente, de ¢69.000 millones; y al 2024 ascendería a un total acumulado de ¢92.000 millones, según el Ministerio de Hacienda.

El mandato se denomina Reforma al artículo 9 inciso a) del Decreto Ejecutivo número 35730-MTSS, Creación de la Comisión Negociadora de Salarios del Sector Público del 14 de enero de 2010”.

“El decreto modifica el funcionamiento de la comisión negociadora de salarios y establece que al sobrepasar la deuda pública el 60% del PIB, como sucederá durante el año en curso, los funcionarios públicos no recibirán aumento salarial. Esto en acatamiento al artículo 11 de las disposiciones sobre la regla fiscal de la ley 9635”, destaca el comunicado de prensa.

Al ahondar en el presupuesto extraordinario, la entidad explicó que se incluyen los ¢75.000 millones donados por el Instituto Nacional de Seguros (INS), con los cuales se financiará la entrega de unos 200.000 bonos Proteger a familias afectadas por la pandemia de covid-19.

En un comunicado, la entitad agregó que se incluyeron también ¢33.000 millones en pago por la deuda que tiene el Estado con la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS).

Dichos recursos provienen del empréstito por $380 millones del Banco Interamericano para el Desarrollo (BID) con la Agencia Francesa para el Desarrollo, aprobado por la Asamblea Legislativa. El objetivo es solventar la cáida registrada por la CCSS en sus ingresos debido a la caída de contribuyentes provocada por la pandemia.

“La disminución corresponde, principalmente, a recortes en partidas del presupuesto de Gobierno Central, a la reducción del pago de intereses –lo que es posible gracias a la sustitución por deuda barata aprobada por el Congreso– y a colocaciones de títulos realizadas a finales del 2019 en términos más favorables”, según el comunicado.

Esta medidas se anuncian en el primer día de trabajo del nuevo ministro de Hacienda, Elián Villegas, quien sustituyó a Rodrigo Chaves, luego de que este renunciara tras admitir diferencias de criterio con el presidente Alvarado.

Villegas explicó que la medida de congelar los aumentos salariales se enmarca en la convicción del Gobierno de continuar en una línea de austeridad y contención del gasto público y está respaldada por la aplicación de la regla fiscal.