Fuente: La República

Perdonar algunos errores de los contribuyentes durante los primeros seis meses del Impuesto sobre el Valor Agregado es lo que propone un nuevo proyecto de ley.

La idea es que no se cobren los intereses ni las multas, en el caso de errores, mientras se paga el principal adeudado, según Pablo Heriberto Abarca, diputado de la Unidad Social Cristiana.

Se trata de darle un espacio a los contribuyentes para acostumbrase a las nuevas obligaciones, pues a menos de una semana de la entrada en vigencia del IVA, persisten las dudas.

La ley establece que los contribuyentes que no presentan la declaración mensual del IVA, tendría que desembolsar ¢223 mil de multa; y si no pagan, se les cobraría un 1% por mes, por el monto adeudado.

Asimismo, en los casos en que se presenten datos inexactos o falsos, existen multas entre 50% y 150% sobre la diferencia con el tributo, dependiendo de la gravedad.

“No podemos exponer a los contribuyentes a sanciones sin que antes exista una adecuada capacitación y acompañamiento por parte de la Administración Tributaria; eso sería una injusticia”, dijo Abarca.

Por su parte, el Ministerio de Hacienda estaría de acuerdo, siempre y cuando no aplique a los que ya pagan el impuesto actual, ni a las personas o empresas que no presentan declaraciones, o formularios.

La flexibilidad tampoco se extendería a los grandes contribuyentes nacionales, que sería otra condición de Hacienda.

“No lo objetaríamos, siempre y cuando no sea la puerta para un incumplimiento tributario”, dijo Rocío Aguilar, ministra de Hacienda.

El proyecto, en principio, sí cumple con las observaciones, aunque faltarían unos ajustes para que pueda ser aprobado, dijo Abarca.