Fuente: CRC 89.1 Radio

La Red Nacional Antitabaco (RENATA) denunció ante la Contraloría General y ante la Defensoría de los Habitantes para que se investigue por qué no se han estado cobrando todos los impuestos de la Ley 9028 y su reglamento a productos de tabaco que son utilizados por dispositivos electrónicos.

Según Renata, desde el año 2012 rige la Ley y su reglamento, a partir de los cuales se comenzó a cobrar el tributo correspondiente a cigarrillos tradicionales. El tributo debió cobrarse también a todos los productos de tabaco que han ido apareciendo con los años.

Teresita Arrieta, de la Red Antitabaco, dijo que están preocupados de que este tipo de consumo no esté siendo tasado como corresponde.

La entidad solicita que se investigue por qué hay varios rubros en el sistema de Hacienda que son productos de tabaco y que están listados en el Ministerio de Salud como tales, pero que en la administración tributaria no los consideran productos de tabaco en cuanto al cobro de impuestos.

La presidente de Renata, Nydia Amador, dijo que también urge la entrada en vigencia del proyecto que regula los vaporizadores y los cigarrillos electrónicos.

De acuerdo con datos del Ministerio de Salud, Costa Rica recaudó impuestos al tabaco en 2020 por 27 mil millones de colones y la atención de enfermedades asociadas al consumo de productos de tabaco fue de 300 mil millones de colones.