Fuente: La Prensa Libre

El vicepresidente y ministro de Hacienda, Helio Fallas, negó que la búsqueda por mejorar la recaudación de impuestos del Estado y por implementar nuevos mecanismos de recolección y más ingresos se puedan calificar como “voracidad fiscal”, es decir, como una búsqueda desesperada del Gobierno por más dinero.

“A veces nos dicen que nosotros no atacamos el fraude, pero yo veo que más bien estamos en la calle. Este año se cerraron 54 negocios por incumplimiento. Y esto no se trata de voracidad fiscal, sino de hacer todos los esfuerzos por cobrar los impuestos que ya se tienen”, dijo Fallas.

De acuerdo con los datos de Hacienda, la evasión y la elusión fiscal se estiman en un 7,75 % del Producto Interno Bruto (PIB). Es decir, si no existiera o si se controlara en su totalidad, estaría solucionado con creces el déficit fiscal, que para el año pasado se ubicó en 5,7 %.

En vista de ello, el Vicepresidente aseguró que no entiende las justificaciones para que no se apruebe un proyecto de ley como el de lucha contra el fraude fiscal, el cual está atorado por mociones en la Comisión de Asuntos Hacendarios de la Asamblea Legislativa.

“Al final de cuentas, si este proyecto u otros de aumento de ingresos no se dan, pero en este caso especialmente por la cuestión de fraudes, lo van a tener pagar todos. Y lo van a tener que pagar todos porque va a haber más endeudamiento, lo cual va a afectar las tasas de interés”, puntualizó Fallas.