Fuente: Revista MYT

La lista enfatiza en tres aspectos fundamentales: un marco legal que garantice la competitividad de las empresas, reformas a leyes existentes que obstaculizan la actividad productiva y enfatiza en proyectos de ley que se discuten en la Asamblea Legislativa para recuperar la confianza de los sectores laboral y empresaria. Estas son algunas de las propuestas que incluye el documento entregado al presidente del país,  Salvador Sánchez Cerén.

“Los problemas más apremiantes como la delincuencia, la pobreza, el desempleo y los graves desequilibrios fiscales, requieran nuestra más urgente y prioritaria atención. Para resolverlos debemos despojarnos del sesgo ideológico, y aplicar con objetividad y pragmatismo, los correctivos necesarios”, manifestó Jorge Dabou, líder de ANEP.

La empresa privada identificó al menos 18 leyes que deben ser reformadas, 5 leyes en proceso de elaboración, y 6 nuevas leyes que deberían ser aprobadas para estimular las inversiones productivas, que son las verdaderas generadoras de más empleo y progreso.

Como segundo elemento fundamental el sector expresó la necesidad de abordar un plan entorno a las zonas de empleo y desarrollo económico del país. Sobre este punto sugirieron el modelo de Zonas Especiales de Desarrollo Económico, ZEDES.

“Actualmente hay más de catorce ZEDES en la República Popular China, y son las que han hecho que un país que hace apenas 3 décadas tenía un crecimiento económico promedio anual menor de 4%, hoy crece a tasas promedio del 10% anual y se ha convertido en la segunda potencia económica del mundo”  explicó Daboub.