Fuente: La República

El cobro del Impuesto al Valor Agregado (IVA) tampoco perdonará a las entregas de comida que realizan Uber Eats, Glovo y Hugo.

Se trata de un 13% adicional en el costo de envío que cobra cada plataforma digital, este se suma al precio de la comida del restaurante, el cual ya incluye su propio IVA.

En el caso de Uber Eats, el costo actual es de ¢1.300 por cada entrega, mientras que Glovo cobra ¢990 por cada orden.

“Usted compra una comida que ya tiene el 13%. Luego, hay un servicio de entrega que vale ¢1.300, sobre el cual se aplica el 13% porque se está dando dentro de Costa Rica”, explicó el economista Daniel Suchar.

Sin embargo, aún no está definida la forma de cobrar ese impuesto, ni por parte del Ministerio de Hacienda ni de las plataformas.

En Colombia, Chile y España tampoco se ha podido llegar a un acuerdo, lo que ha impedido que se aplique.

“Nos encontramos a la espera de que se emitan las resoluciones finales de las entidades competentes para incluir el IVA en los servicios de entrega de los socios repartidores, sin importar el método de pago que se utilice”, confirmó Carolina Coto, encargada de comunicación de Uber para Centroamérica.

Uber Eats fue la primera plataforma de “domicilios” en ingresar a Costa Rica, en diciembre de 2017.

Glovo, de origen español, comenzó operaciones locales en abril de 2018, mientras que Hugo, emprendimiento salvadoreño, llegó al país en noviembre del mismo año.