Fuente: La Nación

El cobro del marchamo 2022 se iniciará el próximo lunes 1.° de noviembre, a pesar de que aún existe incertidumbre de si se aplicará la rebaja de entre el 9% y el 45% en el impuesto a la propiedad de los vehículos, para autos de menos de ¢15 millones.

La Superintendencia General de Seguros (Sugese) y el Instituto Nacional de Seguros (INS) confirmaron a La Nación de que el proceso de habilitación del pago del derecho de circulación debe comenzar el primer día hábil de noviembre, y así se hará.

“Se debe iniciar el cobro con la ley vigente. Todo está planificado para que comience el lunes. Del lado nuestro, es dar las tarifas del SOA (Seguro Obligatorio de Automóviles) y, del lado de la aseguradora, tener los sistemas a punto para empezar el cobro”, explicó Tomás Soley, jerarca de Sugese.

Por su parte, Sidney Viales, subjefe de la Dirección de Seguros Obligatorios del INS, dijo que trabajan, desde hace varias semanas, para habilitar el proceso de pago del marchamo del 2022.

“Solo estamos esperando las tarifas del SOA. En esta semana, cuando seamos notificados por la Sugese, hacemos los ajustes a los sistemas para cargar las tarifas del seguro obligatorio, porque es el único rubro responsabilidad directa del Instituto”, destacó Viales.

Se estima que más de 1,5 millones derechos de circulación son los que saldrán a cobro la próxima semana.

La Asamblea Legislativa aprobó en segundo debate, el pasado 21 de octubre, un rebajo del tributo a la propiedad de los vehículos. Sin embargo, dicha modificación aún no es ley de la República, con lo cual se mantiene vigente el costo total de dicho gravamen.

Elian Villegas, ministro de Hacienda, confirmó que la opción del veto a la ley aprobada en el Congreso aún está bajo estudio en el Poder Ejecutivo.

Además agregó que, si la rebaja rige después de pagado el marchamo al costo normal, el escenario de una devolución de recursos a los propietarios de vehículos sí sería posible, pues se trata de un procedimiento administrativo.

“Cualquier reducción en el ingreso proyectado constituiría un efecto adverso para la Hacienda Pública”, advirtió Villegas quien siempre se opuso a la baja en el impuesto.

El impuesto equivale históricamente al 70% del pago del marchamo; pero en el derecho de circulación del 2021 bajó al 56% por la primera disminución avalada por los diputados, la cual implicó casi ¢57.000 millones menos para el fisco.

El resto de componentes del derecho de circulación son la póliza obligatoria y tasas especiales, municipales e infracciones de tránsito.

La incertidumbre sobre si se aplica o no la rebaja ocurre porque existe la posibilidad de un eventual veto a la aprobación legislativa por parte del mandatario Carlos Alvarado, pues la medida generaría un hueco de ¢30.000 millones en las finanzas públicas.

El Presidente no descartó, este lunes 25 de octubre, vetar la rebaja avalada en el Congreso.

El jerarca de la Sugese dijo que mientras no se tome una decisión en Casa Presidencial, se debe de seguir el proceso de cobro.

“La Asamblea Legislativa tomó una determinación, pero la norma aún no es ley de la República. El Gobierno tiene 30 días para vetarlo, pero aún no se sabe. No creo que esto se resuelva pronto. El lunes arranca el cobro con la ley actual”, sentenció Soley.

Viales también subrayó que se trabaja con la legislación vigente mientras se resuelve la situación entre el Poder Ejecutivo y el Legislativo sobre la aplicación de la rebaja.

¿Qué pasa si se paga y hay rebaja?

Tanto la Sugese como el INS detallaron que si el propietario de un vehículo cancela el marchamo 2022 y, posteriormente hay una disminución, se debería solicitar la diferencia en el Ministerio de Hacienda.

“El INS es un recaudador en el proceso de cobro de los derechos de circulación de cada una de las entidades inmersas en el proceso. En caso de que posterior al 1. ° de noviembre se deba hacer un ajuste, las personas que pagaron de previo al cambio deberán acudir a las instituciones correspondientes para tramitar las sumas pagadas en exceso”, explicó el vocero de la aseguradora estatal.

Viales agregó que cada persona deberá gestionar las sumas que no correspondan, si se diera alguna reducción.

Soley agregó que si se da el rebajo, el cobro se detendrá unos días, para ajustar los sistemas del INS, para luego continuar.