Fuente: CR Hoy

(CRHoy.com).- El sistema de Administración Tributaria Virtual (ATV) podría estar rehabilitado y disponible para el uso de los contribuyentes a partir del próximo miércoles 27 de abril, según informó el Colegio de Contadores Privados tras una reunión con representantes de la Dirección General de Tributación del Ministerio de Hacienda.

El sistema ATV es la herramienta principal para realizar declaraciones y mantener la trazabilidad de los depósitos que recibe Hacienda; cuya caída impidió a un sector de contribuyentes realizar sus respectivas declaraciones el pasado lunes 18, el cual era el último día del plazo original otorgado por la entidad estatal.

En caso de rehabilitar el sistema, esto permitiría reanudar el procedimiento de las declaraciones que quedaron pendientes, producto del hackeo realizado por el grupo Conti al Ministerio de Hacienda, el cual desde entonces tiene inhabilitados los sistemas de la entidad estatal.

Según se informó en ese momento, el plazo se iba a extender un día después de que se restablecieron nuevamente los sistemas; sin embargo,  la Dirección General de Tributación del Ministerio de Hacienda en una publicación en el Diario La Gaceta anunció este viernes que las declaraciones que no pudieron realizarse el pasado lunes 18 de abril tras la caída del sistema de ATV contarán ahora con 3 días hábiles más de plazo a partir del momento en que se rehabilite el sistema.

Como parte de esta información, también se dio a conocer que en caso de que el ATV no lograse ser reestablecido a más tardar este viernes 29 de abril, el plazo para realizar la declaración y el pago pendiente se extenderá hasta el 4 de mayo. Este procedimiento se deberá realizar mediante el plan de contingencia con el uso de correo electrónico y el formulario D-110, el cual se puede descargar por medio de la plataforma EDDI que hasta el momento ha servido como medio exclusivo para declaraciones de grandes contribuyentes.

Si para el 5 de mayo el sistema ATV sigue sin estar reestablecido, las deudas que caduquen a partir de ese día deberán pagarse y declararse bajo el mismo procedimiento, según la fecha que corresponda.

En caso de no cumplir con estas obligaciones, los contribuyentes se exponen a sanciones económicas.